3413 Vistas

Noelia: La danza como aire para respirar

La energía de Noelia Moreno encuentra su oasis en los escenarios, pero bailar se ha vuelto algo más gracias a su labor en Showtime.

Hace poco más de un año Noelia y María Mercedes crearon juntas Showtime donde trabajan las artes con más de 70 niñas y niños, por lo que este proyecto ha sido un sueño hecho realidad para Noelia.

“Es genial porque he visto cómo las artes influyen positivamente en la niñez, algunos tal vez no se comunicaban verbalmente y después de estar en clases con nosotros, empiezan a hablar. El enfoque que le damos es que vienen acá a expresarse sin que nadie los juzgue”.

Nacida en España y criada en Nicaragua, Noelia siempre fue una niña muy inquieta y con sueños de ser una bailarina cuando creciera.

“Aparentemente a los 4, 5 años mucho molestaba en mi casa y mi mama fue como que ‘hay que buscar dónde meter a esta chavala, que haga algo’, entonces me llevaron a Ilusiones y comencé a bailar Jazz”, recuerda entre risas.

Después incursionó en Ballet con Anabel Zamora, de Studio Attitude a la vez que estudiaba Psicología, luego de sopesar varias opciones en la universidad como diseño gráfico y arquitectura.

“Yo empecé ballet de manera profesional tarde, tal vez como a los 20, pero como tenía experiencia con el Jazz, fue más fácil, ahora estoy en el diplomado para obtener mi certificado en junio”, expresa. 

Noelia considera que en la docencia de la danza para niñas/os la Psicología le da herramientas necesarias para manejar situaciones, lidiar con ciertas dificultades y expresarte adecuadamente.

“Encontré en la danza un método de expresión súper fuerte y eso lo uso para conectar con las personas que también se les hace difícil expresarse, es algo así como ‘no te lo puedo decir, pero te lo puedo bailar’ y gracias a la Psicología eso se lo transmito a los alumnos/as”.

“La psicología me complemente para tener un acercamiento más cercano hacia los niños/as. Estoy pensando buscar una especialidad en Psicología del movimiento, me fascinaría entender cómo la mente trabaja el movimiento”.

Es por eso que en Showtime han intentado que todo el proceso creativo sea inclusivo, sin adultismo ni imposición de ideas.

Ahora con la obra Matilda son los niños/as los que hacen el montaje, armando los guiones, etc. Han creado un grupo de vestuario, de escenografía, de danza y un grupo de música, mientras que a la vez reciben sus clases y ensayan la obra.

“Nos sentamos en las reuniones y a las 3 pm están con su fólder escarchado y te dicen: ‘Mire, Matilda tiene ese cambio y en tal escena va esto…’. Entonces es ver cómo se les da herramientas para que se desarrollen y crean su propia producción, se involucran más”.

Y aunque Noelia y María Mercedes se han enfocado en la niñez, consideran que Showtime es para pequeños y grandes, pues tienen clases individuales o de grupo en danza, música, actuación y más.

“Es interesante cómo hemos ido avanzando, cómo ha crecido tan rápido, porque a la gente le gusta, a las mamas les gusta, hasta los padres se involucran”.

La idea es que cualquier persona que quiera involucrarse en las artes pueda encontrar lo que le gusta en el proyecto.

“Quisiéramos tener un grupo de actuación, danza y música para niñez, adolescencia y adultos, para que cualquier persona de cualquier edad sientan que las artes escénicas están aquí abiertas para el mundo”. 

Por otro lado, la inclusión como ejemplo de vida es parte de lo que quieren promover, tanto en la manera en que se distribuyen los personajes de las obras, como en la manera en que enseñan.

“Somos inclusivos, no es que si sos hombre o mujer, aquí potenciamos el potencial humano, si sos hombre y querés bailar, vos dale, anda metete. Queremos que crezcan sin pensar que son mejores que los demás, todos somos iguales y tenemos las mismas capacidades”.

“Queremos que vean que hay un montón de chavalos que pueden bailar, que actúan, que cantan, que son artistas completos”.

Entre los planes con Showtime están las ganas de seguir creciendo, llevar el teatro musical a todos los rincones del país y que la gente se de cuenta que cada vez hay más niños y niñas con talento.

Asimismo les gustaría tener la certificación para que los alumnos vayan subiendo de nivel todos los años.

“Tenemos niñas/os bien comprometidos y por eso nos gustaría que pudieran tener esa ventaja, para que puedan decir ‘yo no perdí mi tiempo, yo aprendí algo, tengo mi título’, y así puedan tener ese refuerzo”.

Podrías Estar Interesado

Casa Madre: Un oasis para emprendedores en tiempos difíciles
La Escena
20 vistas
La Escena
20 vistas

Casa Madre: Un oasis para emprendedores en tiempos difíciles

managuafuriosa.com - miércoles 9 de junio, 2021

Casa Madre es un colectivo creado por y para emprendedoras/es como una manera de brindar un espacio para que se consuma más arte y productos locales.

Tras las melodías de Haze Reyes
EllaEsFuerza
28 vistas
EllaEsFuerza
28 vistas

Tras las melodías de Haze Reyes

Malva Izquierdo - lunes 7 de junio, 2021

Haze Reyes es una de las artistas nacientes de la escena nacional. Su voz melodiosa y su pasión por la poesía te invitan a quedarte cuando canta en vivo.

#ElMelómano: Sobre plagios y robos en la música
La Escena
70 vistas
La Escena
70 vistas

#ElMelómano: Sobre plagios y robos en la música

Donaldo Sevilla - viernes 4 de junio, 2021

En esta ocasión quiero escribir sobre un tema del que he discutido con artistas y sobre todo músicas/os: la idea de robar para crear.