1151 Vistas

La movilización social y el cambio estructural

En todo el mundo, los movimientos ciudadanos están rechazando la relación tradicional entre los partidos y la ciudadanía, pero ¿cómo hacerlo?

Primero que todo es válido reconsiderar si el populismo e incluso las más arraigadas ideologías le restan coherencia a las acciones en pro de mejorar un país.

El problema de entender las diferencias ideológicas de la actualidad es el resultado de una división muy dominante entre izquierda y derecha que ha sido el eje principal en la mayor parte del último siglo.

Para llenar este vacío, los nuevos movimientos y partidos ciudadanos a menudo proponen alternativas que no están enmarcadas en el lenguaje tradicional de la ideología.

La restauración de los partidos como instituciones de confianza en la era de la información requiere de niveles superiores de transparencia y rendición de cuentas.

Ejemplos como Suecia logran dar en el clavo, con una nueva manera de clasificar a los partidos ha entrado en el debate.

La propuesta es que en lugar de la escala tradicional que va de la izquierda a la derecha, el nuevo espectro GAL-TAN (GAL, acrónimo en inglés de Verde-Alternativo-Libertario y TAN acrónimo de Tradicional-Autoritario-Nacionalista) pretende ayudar a aclarar el posicionamiento político.

Asimismo maximiza el potencial para crear alianzas entre partidos que se están creando bajo una línea muy definida que al final nos hacen preguntarnos si es realmente necesario en una democracia emergente.

Por eso se recomienda a los nacientes partidos políticos que regularmente evalúen sus valores y prioridades para ver si están siendo consecuentes con lo que alguna vez promovieron y no cometer los mismos errores del sistema que critican ni dar el mismo discurso corrupto.

Las redes sociales como engranaje

Las redes sociales han estado en el primer plano de muchos movimientos políticos alrededor del mundo. La llamada “Primavera Árabe”, que inicialmente comenzó en el norte de África a través de las redes sociales, vio la caída de tres regímenes dictatoriales.

Sin duda son una herramienta gratuita para que los partidos lleguen a millones de votantes. Sin embargo, no es tan sencillo como crear una cuenta y dejarla correr.

Las personas quieren escucharlos en donde se reúnen, no en donde los partidos quieren que los encuentren.

A continuación presentamos algunos consejos útiles para salir adelante como movimiento social:

-En entornos políticos cerrados con medios de comunicación controlados por el Estado, las redes sociales les permiten a los partidos mantener el control sobre sus comunicaciones políticas.

-Conéctense con sus seguidores: no se limiten a utilizar sus plataformas en redes sociales para enviar información a sus seguidores. Aprovechen cada oportunidad que tengan para responder sus preguntas y comentarios en una conversación de dos vías.

-Entiendan a quiénes están dirigiendo su mensaje: miembros del partido, medios de comunicación, votantes. Cada uno de ellos requiere un mensaje distinto. Por ejemplo, los teléfonos celulares pueden ser herramientas eficaces de alcance comunitario con las personas que viven en comunidades rurales.

-No saturen de información a sus seguidores. Asegúrense de darles la oportunidad de involucrarse y sentirse conectados. Pídanles que firmen alguna petición, que compartan una historia, que den su opinión sobre alguna política o que compartan algún enlace con sus seguidores.

-Conecten los mundos en línea y fuera de línea: toda actividad del partido debe tener elementos complementarios en línea y fuera de línea que estén entrelazados.

Esto puede incluir publicar fotos en Facebook de algún evento real, crear un hashtag (#)
para que los asistentes a un evento publiquen en Twitter, o llevar a cabo eventos en vivo en línea, como una “asamblea pública en Twitter”.

-Hagan que los dirigentes y representantes públicos de su partido creen sus propios perfiles o cuentas de Twitter para que compartan noticias y actualizaciones del partido. Los activistas tienden a responder a solicitudes de voluntariado si las hace algún representante elegido, en lugar de su personal.

Sin embargo, es igualmente importante que los dirigentes del partido tengan en mente que para las y los representantes, el activismo y el alcance comunitario en línea puede ser un campo minado.

Las personas han demostrado que están interesadas en las causas, el activismo, las políticas y la vida democrática. Sin embargo, algunos partidos políticos no han logrado demostrar que son un vehículo para todo esto y es ahí donde se necesita reestructurar, proponer y dar paso a nuevos hallazgos.

Fotografía cortesía de Rodrigo Garay.

Podrías Estar Interesado

José Antonio entre acordes minimalistas y envolventes
La Escena
214 vistas
La Escena
214 vistas

José Antonio entre acordes minimalistas y envolventes

Malva Izquierdo - martes 28 de septiembre, 2021

En Nicaragua la música instrumental no es algo que comúnmente se aprecie o escuche, pero a José Antonio Rivera, siempre le gustaron las melodías sin voces.

El agresivo impacto de la pesca de camarón que nadie te cuenta
Entorno
120 vistas
Entorno
120 vistas

El agresivo impacto de la pesca de camarón que nadie te cuenta

Malva Izquierdo - lunes 16 de agosto, 2021

El ecólogo Fabio Buitrago explica por qué la pesca de camarón, puede desencadenar hambruna y destrucción si no se regula a tiempo.

Biodiversidad de Nicaragua: Una historia de belleza y destrucción
Entorno
226 vistas
Entorno
226 vistas

Biodiversidad de Nicaragua: Una historia de belleza y destrucción

managuafuriosa.com - jueves 22 de julio, 2021

A pesar de ser un país con tanta belleza, la biodiversidad nicaragüense sigue en peligro. Arnulfo Medina, investigador de fauna silvestre, explica por qué.