542 Vistas

¿Consumidores informados?

Aunque nunca ha pasado por un problema financiero, a Gisella Canales , fundadora de Dele peso a sus pesos, le apasionan las finanzas personales y desde hace 1 año se dedica a enseñar y guiar a las personas para tener una economía más sana.

“A través de una columna en un diario nacional descubrí que las personas estaban demandando información sobre el tema e inicié a trabajar el blog. Empecé a recibir consultas de situaciones desesperantes y así detecté que había un problema más grave de lo que creía”, comenta Gisella.

Estas situaciones responden a varias cosas, según Gisella, no somos consumidores educados y a pesar que tengamos una escolaridad, todo se complica cuando debemos hacer análisis de nuestras situaciones. “Dentro de todo esto, hay una parte emocional y es cuando entran nuestros deseos y aspiraciones, al no tener inteligencia emocional somos más susceptibles al bombardeo publicitario”.

Además de esta falta de educación, estamos acostumbrados a lo fácil y a lo rápido. “Las casas comerciales dicen “vení, sin fiador, sin prima, X cantidad semanal” y pensamos que es una ganga, pero nadie pregunta por la tasa de interés ni por otros detalles y ahí es la diferencia entre un consumidor informado y uno no”, explica.

Sobre el tema de las finanzas, las personas se pueden encontrar un sinnúmero de recomendaciones en línea sin embargo, cada país tiene su propia realidad y el truco es saber aplicar esa información al contexto nacional. Gisella explica que Nicaragua tiene 3 factores que se deben tomar en cuenta. El primero es que es un país de bajo ingresos, el segundo es una economía dolarizada y el tercer factor es un sistema de deslizamiento, lo que quiere decir que el dinero cada día vale menos.

¿Cómo es el nica a la hora de pagar?

Desde su experiencia, Gisella dice que uno de los principales problemas del nica la falta de ahorros y a esto se le suma, la poca conciencia sobre lo que implica una deuda. Estas dos características, hacen un “círculo vicioso” en que una lleva a la otra y poco a poco se va saliendo de control.

Gisella reconoce la importancia que los y las jóvenes se cuestionen si lo que van a comprar es una necesidad o más bien, responde a una deseo creado. Además, afirma que “nunca es muy temprano para empezar a pensar en dinero y trazarte metas”, de esta forma con la cantidad más pequeña se puede hacer un presupuesto y se va aprendiendo a organizar los ingresos.

Asimismo, las metas y priorizar para conseguirlas va de la mano con el dinero. Por esto, recomienda definir en qué y cuánto se va a gastar siempre intentando hacerlo productivamente.

Uno de los principales retos de Gisella con su iniciativa es conseguir información sobre los hábitos y consumo nicas además de generar conciencia que se pueden hacer cambios desde las finanzas personales, y que estas no son ajenas a tener un mejor estilo de vida.

Podrías Estar Interesado

Podcast Memorias: para no repetir la historia
Entorno
138 vistas
Entorno
138 vistas

Podcast Memorias: para no repetir la historia

managuafuriosa.com - miércoles 3 de noviembre, 2021

Hace algunas semanas estrenamos nuestro más reciente podcast Memorias: Rompiendo ciclos, cerrando heridas. Un podcast dedicado a la memoria y cultura política en Nicaragua que ha despertado el interés de muchxs cibernautas. Un formato que nos ha invitado a cuestionarnos y a recordar momentos que han marcado nuestras vidas e historia del país para siempre.

Inicia el “Circuito de Clínicas Musicales” en Nicaragua
Eventos
143 vistas
Eventos
143 vistas

Inicia el “Circuito de Clínicas Musicales” en Nicaragua

managuafuriosa.com - lunes 1 de noviembre, 2021

El Circuito de Clínicas Musicales 2021, organizado por el CEM, trae a músicos profesionales nicaragüenses e internacionales con 14 clínicas en 7 ciudades.

De Tu Mano, una canción creada entre Dinamarca y Nicaragua
Entorno
568 vistas
Entorno
568 vistas

De Tu Mano, una canción creada entre Dinamarca y Nicaragua

managuafuriosa.com - domingo 31 de octubre, 2021

De Tu Mano es un sencillo que nació cuando Rigoberto Carranza y Sebastián Barberena decidieron aunar sus talentos en la búsqueda de crear algo inesperado, como un crisol donde se fraguaron sus mejores intenciones y arpegios sonoros.