1504 Vistas

Celina y la danza como elixir de la vida

Nunca es tarde para entregarte a lo que te gusta. Celina Gallo, bailarina nicaragüense, decidió dedicarse a la danza, aunque tuviera que dejar atrás su estabilidad económica y laboral.

Después de 18 años bailando folclore y 9 años danza contemporánea, Celina Gallo decidió entregarse por completo a este arte dejando su título de Marketing y Publicidad a un lado.

Celina comenta que siempre se inclinó por la danza, sin embargo, “quería primero sacar un título y después hacer lo que quiera y escogí una carrera que me permitiera seguir bailando y que fuese flexible”.

Luego de 5 años en el mundo de la comunicación y las relaciones públicas, en el 2016 decidió dedicarse a la danza debido a una invitación a una gira europea en Bélgica durante 2 meses con un grupo de folclore.

“Para ese tiempo mi trabajo requería muchísimo tiempo, pero le di chance a la gira y cuando regresamos nos volvieron a invitar a una gira en el 2017 a España y Francia… Lo tomé como una señal y como motivación para seguir este camino”, explica Celina.

El año de transición fue un año intenso pues, “es complicado perder la estabilidad financiera y laboral que se ha construido e iniciar un proceso donde se tiene que pedir ayudar” o buscar un soporte para poder hacer lo que se quiere.

Durante este proceso, Celina afirma que se ha encontrado barreras, ha conocido y comprendido mejor el mundo de la danza y, mientras se ha ido enfocando en lo que quiere, “estoy trabajando en lo que puedo y ganando experiencias, que es muy importante también”.

Conocer para fusionar

La parte investigativa y las posibles fusiones son aspectos de la danza que Celina quiere desarrollar. Par ella, las artes no deben estar separadas y la integración e involucramiento de estas permite aprender e innovar, “jugar un poco con lo tradicional es reto y es muy bueno ir explorando”.

De igual manera, la investigación, las metodologías, los surgimientos e historia de la danza son aspectos que por lo general se descuidan un poco a pesar que de estos, pueden salir conocimientos y muchas fusiones”, comenta Celina.

Actualmente, Celina nota un crecimiento en la danza pues, “se está buscando cómo crecer y siento que hay curiosidad sin miedo a explorar”, aunque trabajar en cultura es difícil. La promoción de los espacios es una de las principales barreas así mismo, que el público valore el trabajo en lo económico, como en el impacto que tiene.

Disfrutar la escena más allá de los cuerpos

Desde la experiencia de esta bailarina de 26 años enamorada de la cocina, cada tipo de danza tiene su público y conocerlo es de gran ayuda. Como bailarina de folclore, el público ya está formado y el reto es innovar desde lo tradicional pero como bailarina de danza contemporánea, es una situación compleja porque “aún no estamos acostumbrados a esta danza y hay muchas ideas como aburrida, difícil de entender o muy suave”.

Al igual que muchas artes, la danza tiene que lidiar con estereotipos y percepciones equivocadas. Para Celina, uno de estos es pensar que “somos vagos o que bailar no requiere de mucho pero es totalmente absurdo pensar así. Casi siempre debemos tener varios trabajos para completar un salario al mismo tiempo, cuidarnos y saber adaptarse a los cambios del cuerpo porque nos vamos lastimando y lesionando”.

También las ideas relacionadas a “si sos bailarin sos gay o si sos bailarina debes ser femenina” siguen siendo obstáculos para disfrutar de la escena artística más allá de los cuerpos o de las personas que participan.

Después de enfrentarse a miedos desde perfeccionar técnica hasta decidir si dedicarse a la danza y arriesgarse a ver qué tal le va, Celina dice que ahora se siente “enfocada en su horizonte y lo que queda es moverme para poder llegar ahí”.

Si querés conocer más de Celina la podés seguir en su Instagram.

Podrías Estar Interesado

José Antonio entre acordes minimalistas y envolventes
La Escena
214 vistas
La Escena
214 vistas

José Antonio entre acordes minimalistas y envolventes

Malva Izquierdo - martes 28 de septiembre, 2021

En Nicaragua la música instrumental no es algo que comúnmente se aprecie o escuche, pero a José Antonio Rivera, siempre le gustaron las melodías sin voces.

El agresivo impacto de la pesca de camarón que nadie te cuenta
Entorno
120 vistas
Entorno
120 vistas

El agresivo impacto de la pesca de camarón que nadie te cuenta

Malva Izquierdo - lunes 16 de agosto, 2021

El ecólogo Fabio Buitrago explica por qué la pesca de camarón, puede desencadenar hambruna y destrucción si no se regula a tiempo.

Biodiversidad de Nicaragua: Una historia de belleza y destrucción
Entorno
226 vistas
Entorno
226 vistas

Biodiversidad de Nicaragua: Una historia de belleza y destrucción

managuafuriosa.com - jueves 22 de julio, 2021

A pesar de ser un país con tanta belleza, la biodiversidad nicaragüense sigue en peligro. Arnulfo Medina, investigador de fauna silvestre, explica por qué.